Estabilizador de tensión trifásico ERELUZ
monofásicoAC

estabilizador de tensión trifásico
estabilizador de tensión trifásico
estabilizador de tensión trifásico
estabilizador de tensión trifásico
estabilizador de tensión trifásico
estabilizador de tensión trifásico
estabilizador de tensión trifásico
Añadir a mis favoritos
Añadir al comparador
 

Características

Especificaciones eléctricas
trifásico, monofásico, AC

Descripción

- Estabilizador Reductor de Flujo “ERELUZ” - Tipo Transcuadro o Armario. - 18 pasos de estabilización. - Monofásicos o Trifásicos. - de 3,5 a 120 KVA. Los equipos receptores se proyectan en general para una tensión nominal determinada y con unas variaciones definidas en la calidad del suministro, dentro de dichos márgenes su funcionamiento es normal, si bien en la mayoría de los casos el consumo de energía aumenta fuertemente con la sobre-tensión. Los sistemas para iluminación que integran lámparas de descarga asociadas a balastros tipo serie (Vapor de Sodio Alta Presión “VSAP”, Vapor de Mercurio “VM”, etc.), son muy susceptibles a las variaciones en su tensión de alimentación. Tensiones superiores al 105% del valor nominal para el que fueron diseñadas, disminuyendo fuertemente la vida de las lámparas y equipos, acompañado de un gran incremento en el consumo de energía eléctrica innecesario. Estabilizador de tensión – Reductor de Flujo en cabecera de línea: Su desarrollo, pensado para suministrar una tensión estabilizada a las lámparas y reducir la potencia de las mismas desde el centro de mando, consiguiendo solucionar los problemas en el alumbrado, ocasionados por los defectos en las redes de distribución eléctrica, a la vez que un fuerte ahorro en el consumo de energía. Actualmente los equipos ERELUZ garantizan una alimentación fija y estable con una tolerancia del +/-1,5 %.

Catálogos

No hay ningún catálogo disponible para este producto.

Ver todos los catálogos de EREMU
* Los precios no incluyen impuestos, gastos de entrega ni derechos de exportación. Tampoco incluyen gastos de instalación o de puesta en marcha. Los precios se dan a título indicativo y pueden cambiar en función del país, del coste de las materias primas y de los tipos de cambio.