Bomba para productos químicos ecoflow® series
para productos agroalimentarioscon control hidráulicode membrana

bomba para productos químicos
bomba para productos químicos
bomba para productos químicos
bomba para productos químicos
bomba para productos químicos
bomba para productos químicos
bomba para productos químicos
bomba para productos químicos
bomba para productos químicos
Añadir a mis favoritos
Añadir al comparador
 

Características

Fluido
para productos químicos, para productos agroalimentarios
Accionamiento
con control hidráulico
Tecnología
de membrana
Sector
para la industria petroquímica, para la industria farmacéutica
Aplicaciones
de proceso, dosificadora, de alta presión
Otras características
en línea, modular
Caudal

0,8 m³/h, 1,1 m³/h, 6 m³/h, 19 m³/h (28,2517 ft³/h)

Presión

350 bar, 500 bar, 1.000 bar, 1.200 bar (5.076,321 psi)

Descripción

La bomba de membrana de proceso ecoflow es una bomba muy avanzada para la tecnología de proceso de altas presiones. Tiene una construcción de segmento variable y proporciona la solución adecuada para una amplia gama de aplicaciones industriales. LEWA ecoflow® La multitalento para altas presiones. La bomba de membrana de proceso ecoflow es la "hermana mayor" de la bomba dosificadora de membrana ecoflow. Es la bomba más avanzada en todo el mundo dentro de su tipo y es la solución ideal para casi cualquier aplicación en tecnología de procesos que requieran altas presiones de descarga. El sistema modular, de demostrada eficacia, permite combinar varios cabezales de bomba y unidades de accionamiento en construcción de segmento variable con un diseño en serie o boxer. La ecoflow garantiza un uso fiable incluso bajo las más adversas condiciones, gracias a una membrana sándwich patentada, un sistema de protección de membrana y una alta durabilidad del mecanismo de accionamiento. Es ideal para aplicaciones que implican prácticamente cualquier medio, incluso peligroso, combustible, tóxico, abrasivo, viscoso, nocivo para el medio ambiente o muy delicado.

VÍDEO

* Los precios no incluyen impuestos, gastos de entrega ni derechos de exportación. Tampoco incluyen gastos de instalación o de puesta en marcha. Los precios se dan a título indicativo y pueden cambiar en función del país, del coste de las materias primas y de los tipos de cambio.