VENDA SUS PRODUCTOS
*mydirectindustry  
Español
video corpo

Estación de soldadura antiestática 1244134
portátil

estación de soldadura antiestática
estación de soldadura antiestática
Añadir a mis favoritos
Añadir al comparador
 

Características

Otras características
antiestática, portátil

Descripción

Estación de retrabajo de aire caliente RS PRO SMD De la fiable marca RS PRO, esta estación de retrabajo de soldadura SMD es una solución 2 en 1 que incluye una pistola de aire caliente y un soldador. La combinación de estas funcionalidades en una sola unidad le permite disponer de espacio extra en la mesa de trabajo para otras actividades. Para el retrabajo que requiere desoldar y volver a soldar, esta estación es una solución compacta y eficiente. La unidad cuenta con dos pantallas LED, una para la temperatura de retrabajo y otra para la temperatura de soldadura, lo que le permite tener control y confianza. El soldador se suministra con un soporte y cuenta con un elemento calefactor de cerámica de alúmina para un calentamiento rápido y de alta potencia. Características y ventajas - Estación de aire caliente y estación de soldadura en uno - Doble pantalla LED - Seguro ESD para su uso en entornos especializados Aplicaciones Las estaciones de retrabajo están diseñadas para repasar o reparar placas de circuito impreso. Esta estación de retrabajo está diseñada con componentes SMD en mente, y puede ser utilizada con componentes de montaje superficial o de agujero pasante. Esto incluye dispositivos empaquetados QFP y SOP. Para la reparación y la creación de prototipos, y para cualquier aplicación en la que haya que retirar o ajustar un componente de la placa de circuito impreso, esta estación de retrabajo con aire caliente es ideal. ¿Qué incluye? - 1 unidad de alimentación - 1 pistola de aire caliente - 1 x soldador - 1 x soporte para el soldador - 3 x boquillas (2,3/6,4/8,8 mm de diámetro)

---

Catálogos

No hay ningún catálogo disponible para este producto.

Ver todos los catálogos de RS PRO
* Los precios no incluyen impuestos, gastos de entrega ni derechos de exportación. Tampoco incluyen gastos de instalación o de puesta en marcha. Los precios se dan a título indicativo y pueden cambiar en función del país, del coste de las materias primas y de los tipos de cambio.