VENDA SUS PRODUCTOS
*mydirectindustry  
Español

Separador de metales RAPID PRO-SENSE 6
de procesopara la industria del plástico

separador de metales
separador de metales
Añadir a mis favoritos
Añadir al comparador
 

Características

Elementos tratados
de metales
Ámbito de aplicación
de proceso, para la industria del plástico

Descripción

En la producción de plásticos, los separadores de metales aseguran que los metales se detecten y separen de manera fiable del proceso de producción. De este modo, contribuyen de forma decisiva a proteger las máquinas y herramientas, aumentar la disponibilidad de las plantas, garantizar la perfecta calidad de los productos y reducir al mínimo los rechazos. Pero el nuevo RAPID PRO-SENSE 6 puede hacer más que eso. Está especialmente diseñado para las necesidades de los fabricantes de resinas y compuestos. El nuevo RAPID PRO-SENSE 6 ofrece: * Garantía de calidad El RAPID PRO-SENSE 6 detecta y separa las partes metálicas más pequeñas. Esto le permite lograr una calidad de producto constantemente alta y evitar quejas por inclusiones de metal. Una función de registro integrada también garantiza la trazabilidad de los lotes. * Fiabilidad del proceso El RAPID PRO-SENSE 6 puede ser limpiado fácilmente, rápidamente y sin herramientas. Y eso incluso en situaciones de instalación complejas. Esto le permite cambiar los colores y materiales rápidamente. Opcionalmente, RAPID PRO-SENSE 6 también ofrece boquillas de lavado integradas para la limpieza automática. * Eficiencia económica Los tiempos de limpieza cortos aumentan el tiempo de funcionamiento, reducen los costos de personal, aumentan la disponibilidad de la línea y hacen que la planta sea más económica. Con las boquillas de lavado opcionales, también se reduce el esfuerzo manual. Un diseño especial, resistente al desgaste, evita daños en las partes en contacto con el producto, ahorrando así costes en piezas de recambio.

---

Catálogos

No hay ningún catálogo disponible para este producto.

Ver todos los catálogos de Sesotec GmbH
* Los precios no incluyen impuestos, gastos de entrega ni derechos de exportación. Tampoco incluyen gastos de instalación o de puesta en marcha. Los precios se dan a título indicativo y pueden cambiar en función del país, del coste de las materias primas y de los tipos de cambio.