VENDA SUS PRODUCTOS
*mydirectindustry  
Español

Relé de seguridad ReLy
SILen riel DINenchufable

relé de seguridad
relé de seguridad
Añadir a mis favoritos
Añadir al comparador
 

Características

Valor controlado/medido
de seguridad
Otras características
SIL, en riel DIN, enchufable
Corriente de desconexión

Mín.: 4 mA

Máx.: 6 mA

Tensión de activación

24 V

Descripción

Ventajas para el cliente •Los tiempos de respuesta rápidos posibilitan distancias de seguridad cortas para máquinas compactas y una elevada productividad •Tiempos de mantenimiento cortos y costes de mantenimiento bajos a la hora de sustituir los módulos gracias a los bornes conectables y a la forma sencilla de sacar el relé de seguridad del riel de perfil de sombrero mediante un clic •Más espacio en el armario de distribución gracias a su estrecha carcasa •Gran variedad de interfaces de diagnóstico que permiten eliminar los errores de forma intuitiva •Cableado e instalación muy sencillos: solo es necesario un diagrama de conexión por módulo Confíe en los relés de seguridad de SICK Los relés de seguridad de la gama de productos ReLy supervisan las funciones de seguridad o los sensores de seguridad hasta el nivel de rendimiento e. La gama de productos ReLy presenta un diseño muy claro. Cada uno de los cuatro módulos ReLy incluye todo lo que necesita un relé de seguridad moderno. Dos rutas de contacto para la desconexión segura de las máquinas. Tiempo de respuesta rápido de 10 ms para distancias de seguridad cortas. Bornes conectables que garantizan tiempos de mantenimiento cortos. Más espacio disponible en el armario de distribución gracias a su estrecha carcasa. Gran variedad de opciones de diagnóstico que permite solucionar los errores de forma rápida. El tipo de sensor que debe conectarse determina únicamente la elección del producto correcto. Lo más destacado •Relé de seguridad para supervisar dispositivos de protección sin contacto e interruptores de seguridad •Hasta PL e (EN ISO 13849), SIL3 (IEC 61508)

VÍDEO

Catálogos

* Los precios no incluyen impuestos, gastos de entrega ni derechos de exportación. Tampoco incluyen gastos de instalación o de puesta en marcha. Los precios se dan a título indicativo y pueden cambiar en función del país, del coste de las materias primas y de los tipos de cambio.