VENDA SUS PRODUCTOS
*mydirectindustry  
Español

Porcionadora de queso de pasta blanda VSI T, A series

porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
porcionadora de queso de pasta blanda
Añadir a mis favoritos
Añadir al comparador
 

Características

Tipo de queso
de pasta blanda

Descripción

Cortadoras industriales Las cortadoras totalmente automáticas de Bizerba cumplen las máximas exigencias en el procesado de alimentos. Son fáciles de integrar en cadenas de producción, manteniendo en todo momento su flexibilidad en diferentes ámbitos. Cortadora industrial A550 Única en su clase: la cortadora automática con tecnología de pesaje integrada para el pesado de porciones y lonchas individuales en el uso industrial Con la cortadora A550, Bizerba ofrece la máxima flexibilidad y eficiencia, una colocación decorativa del género cortado, así como un porcionado con el peso exacto para prácticamente todos los géneros a cortar. Los restos de producto se reducen al mínimo y el sobrepeso en las porciones se reduce hasta un 15 % del peso objetivo, tanto con género igualado como con productos en estado natural. Esto es posible gracias al exclusivo sistema para el pesaje en el proceso de corte. Ámbito de aplicación Para rendimientos industriales con una gran variedad de productos a cortar, modificación flexible y sencilla de la máquina Dado que la A550 ocupa poco espacio y se puede mover con ruedas, puede colocarse prácticamente en cualquier lugar Configuración de líneas de alto rendimiento fijas, desde el corte con el peso exacto hasta el envasado completo

Catálogos

* Los precios no incluyen impuestos, gastos de entrega ni derechos de exportación. Tampoco incluyen gastos de instalación o de puesta en marcha. Los precios se dan a título indicativo y pueden cambiar en función del país, del coste de las materias primas y de los tipos de cambio.